martes, 21 de mayo de 2013

Que es una web, un sito web, un blog y por qué debes tenerlos

La entrada de hoy va dirigida a aquellos que debido a su escaso tiempo y sus apretadas agendas no pueden tener una información completa sobre todo lo que puede ofrecer la red y como aprovecharlo. Haremos un repaso algunos conceptos sobre como funciona una página web, un sitio web, un blog y como aplicarlo a nuestro negocio.

¿Qué es una página web?
Se trata de un documento, con infinitas posibilidades, disponible para todo el mundo al que poder conectarse desde cualquier navegador existe como Google Chrome, Mozilla, Firefox, Internet Explorer, etc.



Una página web se crea a partir de un código mundialmente conocido como HTML el cual permite controlar todos los elementos de la página como su distribución, los colores, la tipografía, las secciones... El navegador es quién se encarga de interpretar ese código y presentarlo de forma gráfica.


¿Qué es un sitio web?
Es un conjunto de páginas web estructuradas que permite la navegación entre ellas de forma sencilla. En el caso de un sitio web para un negocio este contaría, por ejemplo, con una página de contacto con los datos de la empresa (pudiendo incluir un mapa), una página para cada producto o servicio ofertados, una página sobre la empresa y una página principal desde la que acceder en un solo clic a cada una de las anteriores. Este sería el contenido mínimo recomendable.

¿Qué es un blog?
Se trata de un sitio web que se actualiza periódicamente con artículos, en orden cronológico para permitir llegar a cada uno de forma sencilla y con una página propia para cada articulo. Los blogs son utilizados por las grandes empresas para publicar promociones, notas de prensa, convocatorias, resultados o con noticias de la empresa y del sector.

¿Por qué tu negocio debe tenerlos?
Los beneficios son claros como muestra esta decena de razones:

Cualquiera puede tenerlos. El tamaño de la empresa es poco relevante ya que los recursos técnicos y el mantenimiento se adaptan a las necesidades de cada usuario fácilmente, gracias a la escalabilidad de las herramientas y la oferta de empresas para la creación de sitios web.

Nuevos clientes. Nuevo mercado. Es el beneficio más evidente de estar en la red. Muchos potenciales clientes que no había ni tan siquiera oído hablar de tu marca, ahora pueden formar parte de tu cartera de clientes, encontrándose a tan solo unos pocos clics de distancia.

Mejores relaciones con clientes. Estando en la red las herramientas de comunicación se multiplican, permitiendo estrechar la relación con los clientes, lo que da confianza y seguridad a estos.

Conocimiento de la marca a través de recomendaciones. No hay nada mejor que la recomendación de un cliente. y nada mejor que un sitio web que fomente las buenas recomendaciones a través de una buena atención al cliente.

Catálogos disponibles, incluso a nivel internacional. Lleva algo más de trabajo y recursos, pero es posible disponer del catálogo completo de productos y servicios desde el que se podrá acceder desde todo el mundo.

Datos de contacto más fáciles de encontrar. Unas buenas fotos, un mapa de Google Maps, algunos teléfonos de contacto y un email forman la combinación perfecta para atrapar a los clientes.

Eficiencia y ahorro. Canales como la atención al cliente se pueden optimizar sin gastar mucho en ello. En general, menores costas y mejor servicio, tanto para usted como para sus clientes pues ya no les hará falta viajar hasta sus instalaciones para ponerse en contacto. 

Estar a la vanguardia. El mensaje que se trasmite estando en la red es "el negocio tiene visión, se adapta a las necesidades del mercado y a las nuevas tecnologías. 

Promoverlos es muy sencillo y barato. Con una estrategia de promoción en redes sociales con un buen trato a seguidores y compartiendo siempre contenido de calidad, es de esperar que la página tome bastante relevancia por sí misma.

¿Por qué tu negocio no debe tenerlos?
"No por el hecho de estar en la fiesta significa que vas a conseguir pareja". Es decir, no por disponer de un sitio web vas a tener un éxito enorme de un día para otro. La competencia, y sobre todo la incompetencia pueden hacerte fracasar y darte de golpe con la realidad. 

Para conseguir tener éxito a través de un sitio web hay que poner esfuerzo, ganas, tiempo, ingenio e invertir algo de dinero. De lo contrario, es mejor invertir todo estos recursos en otras inversiones que sí resulten rentables. 

Si buscas crear un sitio web para tu empresa, montar una tienda online o darle un nuevo aire a tu página, visita dsmg.es/DisenoWeb para conocer nuestros planes o ponte en contacto con nosotros y te informaremos personalmente.